La organización del futuro de los destinos turísticos maduros


jake.jpg

Los destinos turísticos maduros están cambiando a nuestro alrededor. Ya sea por la amenaza que ofrece la nueva competencia de destinos emergentes o por otro tipo de amenazas globales tan dispares pero igualmente preocupantes como el cambio climático o el terrorismo internacional. Que se lo digan a los amantes del Dakar ‘08. En el nuevo paradigma del negocio turístico que se nos viene encima, ¿cómo se deben orientar los destinos turísticos?.

Diversos foros se han ocupado de ello últimamente. Destaco a Edu William, que empezó el debate explicando que los destinos turísticos han caído en un bucle de obsolescencia. Se equivocan una y otra vez porque buscan la solución en el lugar inadecuado: ya sea en la renovación desordenada de infrastructuras hoteleras (sin más), o obsesionándose con cifras valiosas como el incremento del número de turistas o el porcentaje de ocupación…

Entonces ¿cuál es la solución? En la propuesta de Edu William se apuntan algunas soluciones, a las que se puede añadir algo más. En primer lugar, la concepción de los destinos turísticos actuales no siempre responde a lo que nos piden los turistas. Nos equivocamos al eliminar del debate algunas questiones relativas a sus necesidades. Por ejemplo, los turistas no están muy interesados en las fronteras administrativas del destino en el que se encuentran. Pero algunos destinos se obstinan en promocionar rutas inverosímiles, sólo por el mero hecho de que responden a unas determinadas fronteras administrativas. Paralelamente, las estructuras de gobierno rígidas y jerárquicas de los destinos, organizadas entorno a esas fronteras administrativas no favorecen la creación de rutas entre distintas regiones, ni que éstas resulten mucho más coherentes.

Desde la óptica de organizativa y de producto, el éxito de la organización turística moderna reside en:

  • La colaboración activa y generosa de los agentes de un determinado destino organizado alrededor de un determinado producto
  • La especialización de las empresas, con el consiguiente incremento de la competitividad
  • La innovación no sólo para colgarse algunas medallas, sino como auténtica fuente de inspiración del progreso en toda empresa turística pública o privada

Como dice Edu, se trata “en definitiva, de lograr un destino cohesionado y en red, donde la suma de todos sea mayor a las individualidades de las partes”. Y a sus carencias.

10 comentarios

  1. Totalmente de acuerdo pero creo que todo esto debería estar gestionado bajo un mismo paraguas, el que contase con la participación de todos los actores del destino y que todos empujasen hacia el mismo lugar, estableciendo un sistema de Gestión de Destinos que marcase la línea a trabajar. Encontrareis más datos en un post de Tirso Maldonado donde nos habla no solo de eso si no de como el cliente se está comportando cada vez más.

    http://tirsomaldonado.com/2007/12/18/sgd-sistema-de-gestion-de-destinos/

    Saludos

  2. Totalmenete de acuerdo en todo.

    Me parece muy importante resaltar tu reflexion sobre los límites de las fronteras administrativas. Es totalmente cierto. La labor de los destinos es obvio que se tienen que centrar en sus fronteras, pero por qué se empeñan en crear productos? Por que no dejan que sea el propio cliente u otro agente (intemediario o mismo proveedor, por ejemplo) el que lo haga? No es más conveniente potenciar los ingredientes, y la estructura de relaciones entre ellos y que sean otros los que se hagan el potaje? En un marco de relaciones, a una empresa determinada le interesa sólo relacionarse con sus complementarias del destino administartivo?

    Es decir, el esqueleto de relaciones y de la organizacion en red debe ser superior a las fronteras administartivas. Los destinos pueden usar ese esqueleto para marcar una red territorial, pero el cliente (u otro agente) a su vez tambien puede y debe da hacerlo para marcar su red de producto. Una sirve para cohersionar (la territorial) y otra para comercializar (la de producto)

    Saludos

  3. Efectivamente, Jimmy y Edu siguen metiendo dardos en la diana. Quizá todavía haya algo más Jimmy: se debe evitar a toda costa que las organizaciones de gestión de destinos no cometan los mismos tics, y caigan en los mismos errores que algunas de las organizaciones actuales que criticamos por basar la creación de productos en criterios erróneos (como el de los límites administrativos, por ejemplo). De no ser así, estaríamos cambiando el vestido, pero el contenido sería igual. Para ello, como bien dices Edu, es fundamental una participación cuantitativa y cualitativamente importante del sector privado en sus órganos de gobierno. También de las Universidades, Centros Tecnológicos, y demás órganos del sector público (que en estos momentos no están presentes), pero sobretodo del sector privado, que a menudo solo está de florero o simplemente brilla por su ausencia. Y llegados a este punto, me pregunto con cierta duda si el sector está realmente a la altura para asumir un papel así. Quizá haya una parte que si, pero todavía queda mucho trabajo que hacer. Gracias a los dos por vuestros comentarios, es realmente un honor dialogar con vosotros aquí. Un abrazo,

    Contraelcalor

  4. Albert Barra acaba de publicar un artículo poniendo magníficos ejemplos de la orientación al cliente (en éste caso, en hoteles) que estamos reivindicando, al más puro estilo 2.0.

    http://www.albertbarra.com/marketing-hotelero/el-momento-de-la-experiencia-del-cliente/

    Contraelcalor

  5. […] The organization of the future for mature touristic destinations (Clan-destinos). Cohesion in network, collaboration, specialization and innovation. Those are the […]

  6. […] producto turístico desde su concepción es una combinación de distintos servicios. Es decir, la organización natural de un destino es en red. Otra cosa es que no se haya llevado a cabo de una forma clara debido a que los intermediarios […]

  7. […] integra desarrolle el modelo de la gratuidad, puede ser muy importante para su competitividad, sobre todo en destinos ya consolidados, maduros y necesitados de reconversión. Pero ese modelo de gratuidad debe darse de manera dinámica, espontánea y accesible a cualquiera […]

  8. […] integral desarrolle el modelo de la gratuidad, puede ser muy importante para su competitividad, sobre todo en destinos ya consolidados, maduros y necesitados de reconversión. Pero ese modelo de gratuidad debe darse de manera dinámica, espontánea y accesible por […]

  9. osea no entendi nada yo solo buscaba la diferencia entre destinos turisticos emergentes y destinos turisticos consolidados o maduro …. pero creo ke nada ke ver con mi tema y si si pues no entendi :$

    • Aprediado amigo,

      El título del texto (“La organización del futuro de los destinos turísticos maduros”) ya debería ofrecer sufiecientes pistas sobre su contenido, pero como has apuntado, efectivamente no se trata de destacar las diferencias entre destinos emergentes y maduros, sino más bien de señalar puntos débiles de los DMO actuales, y hacer propuestas para el futuro. De todos modos, prometemos un artículo en el futuro sobre tu propuesta!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: