Fast leisure


Un día tendremos que referirnos al slow tourism, el turismo lento, que es una derivada de las slow cities. Pero hoy quiero hacer referencia a su antónimo: el fast leisure, el ocio rápido. Hay tres factores que han ayudado a la creación de este movimiento:
  • Factores demográficos, especialmente la proliferación de los singles, pero también los DINK (doble income, no kids) y parejas maduras que no viajan con los hijos.
  • Factores culturales, ya que se trata de una tendencia urbana, acostumbrada al zápping, a las ofertas plurales y la velocidad de los estímulos.
  • Factores geográficos, que han facilitado el rápido (y económico) acceso de una área de influencia muy amplia.

Pero seguramente el factor esencial ha sido la fragmentación de las vacaciones. Mientras que el tiempo medio del viaje vacacional se reduce, se amplia el número de desplazamientos cortos por motivos de ocio (los short breaks). Este proceso está creando una nueva demanda que reclama ofertas concentradas, diversas, de elevada calidad y de carácter abierto. No se trata por tanto de paquetes, sino de un portafolio de productos que los clientes seleccionan tanto en origen como en destino. Si se confirma la consolidación del fast leisure, tendremos que tener en cuenta nuevos elementos:

  1. La revalorización de la media y la baja temporada. Como saben muy bien los destinos urbanos, el peor mes es el agosto.
  2. La necesidad de crear un catálogo amplio y diverso de ofertas (culturales, recreativas…).
  3. El valor de la innovación y la creatividad. Ganan adeptos los que crean productos ad hoc.
  4. La información debe ser actualizada (on line), compleja, adaptable y, sobre todo, digital.
  5. La importancia del trabajo en red, tanto en la escala micro como en la escala macro.
  6. El nacimiento de nuevos nichos de mercado: el ocio urbano (o rural) es más relevante que el alojamiento o la restauración. ¿Por qué no un vivero de empresas?.
  7. Un argumento más a favor de la emergencia de los eventos.
  8. La accesibilidad es muy relevante. El fast leisure precisa de accesos rápidos. Hay una fuerte correlación entre la emergencia de esta demanda y los vuelos de bajo coste.
  9. Las reglas de juego de la promoción son ahora más complicadas. El objetivo es doble: posicionar la imagen del destino en el imaginario colectivo (imagen pesada), pero también captar la atención de los turistas potenciales con ofertas puntuales de alto nivel (imagen ligera). Es obvio que ambas están relacionadas, pero precisan de estrategias diferentes.
  10. La creación y difusión de ofertas locales en red de alta calidad sólo es posible con una complicidad extrema entre lo público y lo privado. Es la hora de los pactos del turismo.

Una respuesta

  1. pues lo que pienso es que si tenemos mas facilidades de trasladarnos de un lugar a otro en mas corto tiempo se van a alrgar los tiempos en los destinos. O que necesitamos es venderles a los turistas mas de lo que esperan del destino. Siempre estar ala vanguardia y estar en una constante busqueda de las necesedades y cubrirlas antes, para asi prevenir los malos comentarios hacerca de este. Creo ke en nuestra ciudad puede ser un destino DINK, devido a ke la majoria de los estadounidenses que viajan son adultos ke no tinen niños en la busqueda de nuevos planes para vacacionar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: